Dr. Ramón Ojeda Mestre. Norma Emergente de Verificación Vehicular, la incompetencia de...

Dr. Ramón Ojeda Mestre. Norma Emergente de Verificación Vehicular, la incompetencia de la Administración Pública

Salvador de la Madrid | Pulso Informativo
Producción: Lourdes Mendoza

En la Palestra

Corrupción, es el término que define nuestros tiempos y el de varias generaciones de mexicanos que, sexenio tras sexenio ve como se va degradando el concepto servidor público para dar paso a verdaderos vivales impacientes por saquear el erario público y asegurar la supervivencia del sistema basado en el juego de intereses, cotos de poder, falsas soluciones, licitaciones fingidas, concesiones desmesuradas a particulares y sumisión a las trasnacionales: incompetencia para gobernar.

En este programa de En la Palestra, hemos entrevistado al Dr. Ramón Ojeda Mestre, Consultor de la ONU en materia ambiental y especialista en Derecho Ambiental, que actualmente funge como director del International Council of Environmental Law para Latinoamérica.

El Dr. Ojeda Mestre pone las cartas sobre la mesa y cuestiona directamente a los autores de la llamada “Norma Emergente de Verificación Vehicular”, anunciada la semana pasada por el secretario de la SEMARNAT, Rafael Pacchiano, haciendo incapié en que dichas medidas carecen de objetividad y de una planeación integral, ya que la crisis ambiental que sufre la ciudadanía del Distrito Federal desde principios de año, no se puede limitar al parque vehicular bajo un modelo que actualmente está superado por la cantidad de vehículos de combustión interna en circulación y la corrupción maquillada entre la regencia de Distrito Federal y la industria automotriz.

Autor de la propuesta del “Hoy no circula”, el también Ex delegado de la demarcación Magdalena Contreras y Secretario General de la Corte Internacional de Arbitraje y Conciliación Ambiental durante el periodo 2006 a 2012, declara que dicha política ambiental puesta en marcha durante la Regencia del Lic. Manuel Camacho Solís, la cual fue posible gracias a la solidaridad de la ciudadanía del Distrito Federal, tuvo resultados exitosos en su momento, al disminuir considerablemente la cantidad de partículas de plomo en aire y otros contaminantes perjudiciales, pero hoy en día es necesario cambiar de paradigma y tomar decisiones estudiadas a profundidad y con determinación, sin ceder a presiones de particulares, de transnacionales ni hacer miramientos a costos políticos que van en detrimento a las aspiraciones populistas y de poder de los gobernantes en turno.

 

No Hay Comentarios

Responder